Hay artículos en los que los pensadores anunciamos nuestra retirada, y sin nosotros vendrá la miseria moral, y nadie llorará por nosotros -j re-

¿Estamos en peligro de regresión, dice? Siempre. Hay ahora síntomas de que esto se puede estropear. El estropeo es una constante de la vida española: hay una especie de pulsión autodestructiva que ahora asoma la oreja de nuevo. Ojalá me equivoque, pero sí, veo peligro.

Javier Marías, autor de ‘Negra espalda del tiempo’, novelista y académico, acaba de cumplir 64 años. Se declara enfadado y ve síntomas de regresión política Ver entrevista

Cada vez es más difícil entender una realidad esclava de los mensajes contradictorios de multitud de opiniones irreflexivas y marcadamente emocionales que surcan la red. Si nos apetece podemos aislarnos pero esa bola crece y lo invade todo como si se estuviera convirtiendo en el reinado de la agenda, de la histeria de caníbales que sueltan su dejadez mental, su ausencia de esfuerzo por conocer o establecer premisas validas de la realidad. Con lo cual es una realidad inservible que se auto-reproduce y crea Trend Topics sucesivos se ha acomodado y anuncian: ¡Somos la verdadera realidad!

La pulsión autodestructiva gana adeptos y establece capas que niegan la verdad e insisten en convertirla en la establecida. La aceptada, la que les autoriza a hablar en nombre de otros, de las minorías pues ellos consideran establecido que esas mayorías son minorías. Es lo que la izquierda ha denominado el Pensamiento Único. Pero es una enfermedad mental de todas las capas sociales y de la Elite particularmente.

La Elite discute acaloradamente en su interior y resuelve las cuentas aniquilando a aquellos que son minoría. Estamos en una regresión de la convivencia y su reemplazo por la bandera. Por el síntoma de que somos únicos e irrepetibles y ello abre el camino a la dictadura. Vamos en pos de una determinada y siniestra caricatura de la democracia que será reemplazada por los Trending Topics o por la ideología de somos los mejores. Y por ello algunos políticos no aceptan su minoría y sobre-reaccionan con canciones tales como ¡Adiós Papa! (1) No les importa su representatividad, ni su fuerza moral. Son ellos. Son los únicos e irrepetibles.

#La tribu está sustituyendo a la racionalidad#

Y los pensadores diversos y sensibles. Racionales y cultos nos retiramos lentamente a un espacio que precede al suicidio y el abandono de nuestras responsabilidades civiles. Y sino tiempo al tiempo.

 

Notas

  1. Canción que dedica el candidato de la CUP al resto de los partidos no soberanistas, quienes por cierto le cuadruplican en votos.
Anuncios