3d3d0100bb6449eee80ac843b98b738a

Agosto 24: De lo inhumano y otros asuntos By Pedro J Guirao Marco

Estaciono el vehículo junto al surtidor, opero en la pantalla táctil hasta la autorización del servicio, elijo el dispensador de combustible adecuado, lo introduzco en la entrada del depósito y lo acciono.

De manera sincronizada, fluye el carburante a la vez que la pantalla vomita su inquietante spot:

«…Tú eliges la forma de pago, contado o crédito. A crédito pagas poco a poco una cantidad fija que puedes cambiar en cualquier momento. Por ejemplo, si sueles repostar cuatro veces al mes por un total de 200 €, en lugar de abonarlo de golpe puedes pagarlo poco a poco, por ejemplo 30 € al mes. Pagar la gasolina a tu ritmo cuesta menos».

¡Con dos cojones! Discúlpenme el exabrupto, pero me desconcierta tanto la lógica imperante en el género humano que llego a creerme superviviente de una misión de exploración a este planeta, abandonado por mis congéneres en el hemisferio boreal. Y si no me creen, lean mi razonamiento:

Mes 1: Si gastas 200 y pagas 30, debes 170

Mes 2: Si gastas otros 200 y vuelves a pagar 30, debes 340

Mes 3: Si sigues gastando 200 y sigues pagando 30, ya debes 510…

…y un día te embargan el coche, y la casa, y la nómina, y las cuentas del banco.

Quienes aceptan las condiciones que narra el spot ¿desconocen las operaciones matemáticas simples? o ¿creen que terminarán saliendo por la tele durante el desahucio, mucha gente se solidarizará con su causa y los partidos políticos emergentes se «harán con su caso un sayo»? ¿Creerán incluso que podrían llegar a ganar un salario desorbitado como colaboradores en Tele 5?… o puede que solo sea yo, reflexionando con ausencia de humanidad.

Próximamente

La Isla publi

 

Anuncios