d24cdc612ae4be1c8137b9ab267f3cf0

Hoy se cumple tres años de su fallecimiento, Mónica Nigro Ré. Mi hermana, con quien ella escribía y yo soñaba; o ella soñaba o yo escribía. Traigo un artículo en su memoria de un libro construido en un diálogo entre ambos, donde al leer fluye la vida

¡Hola Mónica! -j re

029

Nosotras, en nombre del STRESS que conseguimos con la liberación, debemos trasladarnos, como mínimo, a una terapia intensiva. Sufrimos stress mental, dérmico, ocular, ginecológico, gástrico, jaquecoso, etc. Y lo que perdimos, definitiva y lamentablemente, es el TIEMPO. Para reunir 4 mujeres para hacer “algo” tenés que coordinar 62 agendas. Leer es una aventura fantástica (hay que robarle tiempo a otra cosa); ver una película requiere una organización militar previa, y “hacer nada”, ni te cuento… La pregunta es: ¿adónde m….. vamos? Creo que debemos replantearnos cosas, frenar, disfrutar las pequeñeces, en fin, recordar que la vida es simplemente eso: VIDA. Y aprender, o exigir, “colgarnos” un poco más de los hombres, que están cómodos en su lugar de machos que cedieron lugar a las “vivas” que lo querían ocupar. Besos a todas.  Mónica Nigro (1)

 Hablar… del patinazo de Adán con su sufrida Eva, al acercarse a la manzana y morderla para luego ser desterrado. Los adanes somos gente que ama la carestía: sufrimos por el sexo, resoplamos al ir al mercado, tememos que esa verruga se transforme en una barriga que nos haga más feos. Y hasta nos atamos a nuestra Madre. La idealizamos, o la odiamos. Pero siempre navega llena de desaliento en nuestra literatura particular. Pero sin ella, sin un adecuado amor somos necios en la estepa de la vida. O incómodos cantantes en un sábado donde nos pasan el micro y debemos interpretar la música de moda.

¿Qué nos pasa a los hombres?

Tal vez ¡nuestras certidumbres se han hecho añicos! Merodeamos las revistas de moda para parecernos a ellas pero estamos desinflados. Parecería que hemos llegado tarde a esta conversación de las emociones y vamos con el paso cambiado. Que ellas (las señoras) glotonas practican sin parar. ¡No nos dejan meter baza! O a lo sumo nos escuchan como seres llegados de otra galaxia, que al bajar lo hacemos sin aliento cual maratón que nos deposita en playas extrañas.

¿Fértiles? ¿Desacomplejados? ¿Olorosos? ¿Mascando chicles? ¿Incómodos? (2)

Algo nos define, pero tal vez lo estemos dibujando… o esté cambiando

 

(1)  Monica Nigro Cartas privadas

(2)  J. re crivello 029 Memorias

Anuncios