beb4ecff1cbb22643625ba48379dffaa

Lo siento amigos, mi escritura cada vez es más emocional —j re crivello

—Cierto, me dijo, llevándose el vaso de ginebra a los labios y sonriendo al mismo tiempo.

—Diría que estaban ustedes muy unidos, indagué y en cuanto me di cuenta de lo mal que debía sonar aquello, me disculpe de inmediato. Lo siento señora parezco un fiscal de condado. Supongo que sólo trataba de entender la relación que tenían ustedes. Pág. 180 Irvine Welsh (1)

Las relaciones son avisos de historias fosilizadas o por venir. A veces esa cara te engaña pues sus apetitos son de terrícola que desea aparecer con un mazo y obtener el pescado con tan solo dar golpes en el agua, en otras son caminos viejos y trillados que esperan que les abran una puerta ante su miedo a romper con los pactos que le han provisto de pan y agua, pero no colman su sed vital.

Los escritores hablamos mucho de historias fosilizadas, pues son un material que anuncia la ruptura, la conveniencia de someterse al pecado del cambio. En el Taller de Escritura FlemingLAB algunos textos de mis alumnos vienen cargados de pólvora, pero parten de estas cuentas de collar donde sus participantes añaden cada año una gema de odio. Un oficio difícil por cierto y mal pagado. ¿La de vivir? ¿O la de escribir? Ambas tal vez.

Un buen escritor debe enlazar las peleas y artimañas de quienes se unen para permitir dejar salir la historia más fecunda. Los escritores de aventuras corren detrás del Grial, se baten con golpes y ruinas que descubrir, los psicológicos cuidan de la trama y la construyen con sufrimiento y sin saber dónde (acabaremos) o acabaran.

En su guion personal, en su vida ¿Es Ud. aventurero o psicológico?

  • Irvine Welsh, Si te gusto la escuela, te encantará el trabajo.

el-taller-de-escritura-que-te-atrapara-publi-7

Anuncios