Masturbación. Masturbación. Maaaaaa…..¡Ma! ¡Ma!

¡Ma! ¡Ma! Mastur b aba ba ción ción ción ….. (1)

¿He captado su interés? Es probable, al escribir creamos mundos llenos de espacios considerados privados pero donde los lectores (y los escritores) nos permitimos entrar. En la última temporada de Juego de Tronos vivimos en la lucha titánica de ser de la Reina mala Cersei Lannister y todos sus estiramientos alrededor del poder, o de la reina buena Daenerys Targayen y su bondad esculpida en una mano de hierro para las relaciones del poder. En toda la temporada solo se permiten dos escenas de sexo con sus amantes. Afortunadamente el malo venido de más allá del muro será el doble de sus ambiciones. Pero como seguidores de la trama, ellas nos guían a través de luchas tribales incluyendo su atractivo físico como prototipo de lo que podemos elegir.

Las escenas de sexo siempre suponen que los personajes no tienen capítulos individuales de amor con ellos mismos. Tal vez es más atractivo la historia de dos, en LOVE una serie de Netflix sus actores al irse a la cama, ella abre un cajón para sacar un vibrador. Con ello aceptamos que un tercero de mucha confianza compartirá su espacio entre las sabanas.

Llegados hasta aquí, de que hablamos: ¿de sexo?, ¿de masturbación? O ¿de técnicas para escribir? Probemos:

Me gusta masturbarme en la ducha

Me gusta comer una tableta de chocolate en el sofá

Por alguna causa especial, la mayoría de las publicidades de venta de chocolate aparecen con una mujer en un sofá que deleita un chocolate al borde del orgasmo. De nuevo equiparamos autoerotismo y delicia del afrodisiaco y la tableta individual. En esta especie de visita a los infiernos, tanto un hombre o una mujer coinciden en la capacidad de provocar el orgasmo en soledad.

Pero los chicos somos solitarios de selva, de jungla. De las chicas prefiero mantenerme en la esfera de la imaginación chocolatera.

Las técnicas de escritura, descansan en la descripción suave de los amantes, lo que despierta la excitación es la personalidad del participe, por ello la pregunta es casi como de partido de futbol:

¿Cersei, Danarys o John Niene? Humm, me inclino por la pelirroja Sansa Stark… aunque Gusano Gris triunfaría en Sitges.

¡Feliz viernes!, nos vemos el lunes –j re crivello

(1) Frase que aparece en pág 189, El Gozo de escribir, Natalie Goldberg

Anuncios