El mono cazador, fue la frase de ayer que cerró mi artículo. Estamos viviendo una situación que nuestra generación no está acostumbrada, las guerras acabaron en Europa en 1945. Eran desajustes tribales que producían hambre, asesinatos, desabastecimientos, predominio de la Sanidad y las Armas. Pero su fuerza moral surgia de:

#El miedo y la inseguridad. Nadie tenía su vida lista y libre, sino acosada por los desplazamientos y el horror. Llovía metralla desde el cielo o desde la Tierra.

Esta Pandemia ha roto con las certidumbres. Italia esta desquiciada y a punto de la quiebra.

#Veremos a Estados quebrar. El miedo se ha apoderado de nosotros y estamos encerrados bajo el latiguillo oficial que así nos salvaremos. ¿Y qué ocurre si no se acaba en 1 mes? China tal vez sea un hilo de esperanza, allí el miedo está cesando y sus gentes perciben que el triunfo frente al Bicho es su triunfo. Los españoles vamos atrasados, pero está saliendo nuestro perfil más competitivo:

#La solidaridad y la energía creativa. Cuando acabe esta guerra la sociedad española abra cambiado, pensara menos en el Estado y que este le proteja al estilo de izquierdas y más en sus gentes.

#Habrá descubierto la fuerza del mono cazador de oportunidades y la capacidad de solidaridad, o sea la fuerza de ser empresa. De ser equipo

Por primera vez habremos dejado de ser funcionarios y seremos equipos creativos para cambiar las cosas.

#Cada guerra deja una enseñanza y un perfil. Los sanitarios en su compleja lucha nos están enseñando el camino, no es ser público, es ser genio que trabaja en equipo.

#La guerra que vivimos traerá al trabajo en equipos y la productividad online.

Nos vemos el lunes amigos/as. Cuidad de vuestras familias.