Hace días estuve a punto de cerrar MasticadoresMuchasAlmas (o Venezuela&Colombia) pero sus dos editores, a pesar de uno de ellos pasar las dificultades que ya conocemos en Venezuela (vive allí) y la otra, mí estimada Awilda saliendo de un Covid (vive en Colombia) respondieron:

Por Awilda:

“Este cuerpo que tengo no es el mejor, y a veces echa mucha broma como ahora.

Entiendo la dinámica de Masticadores y el plan que se persigue con cada blog. Para mí ha sido un privilegio y con gusto seguiré aportando, porque aún en mis peores momentos, las letras no me dejan quieta. Jerónimo, mis respetos, porque estás haciendo una labor encomiable, apostando a que el bien se impondrá sobre el mal que azota nuestro amado país.

Juan, mi gratitud siempre contigo”.

Y Jerónimo, “Vamos a apostar por él. Cuenta conmigo, aunque no nos conozcamos personalmente. Sabes cómo somos los venezolanos de querendones, y eso ninguna dictadura ha podido exterminarlo, ni podrá porque está en el ADN de nuestra idiosincrasia. Ánimo. Recupérate, que la gente valiosa nos hace falta, dentro y fuera de nuestro hermoso país”. Y por si fuera poco Quinny Martínez quien edita MasticadoresEros se ofreció a ayudar y también Edgardo villarreal nuestro editor de México.

Por ello, solo es posible comprender el mundo si nos apoyamos en la gente que es capaz de dar solo pesando que la vida es una apuesta que vivimos una vez. Nuestras experiencias nos ayudan a construir espacios de vida desde la fuerza que nos da la regulación de las emociones. En los estilos emocionales del artículo de ayer aparecía uno: intuición social.

Solo podemos hacer grandes cosas si desarrollamos este estilo que nos conecta con los individuos (mujeres y hombres) y el genio de sus almas.

Dedico este artículo a Awilda, a Jerónimo, a Quinny y Edgardo, quienes me enseñan a conocer el mundo y en mi caso me permiten cumplir mi 4Ta Idea.

Apoyarme en la gente. ¿Y Ud. que piensa?