La casa 6/I by j re crivello

“Al fin, el comisario del regimiento de fusileros Pivovàrov no va a tener la oportunidad de visitar la casa 6/I”. […] Vassili Grossman, Vida i destí.

Siempre en nuestras vidas hay una casa asediada. Una casa donde se guardan las complejas miserias de nuestras vidas. Y allí viven personas, a veces familiares que establecen relaciones que nosotros percibimos diáfanas pero con las que no estamos de acuerdo. En este relato de la Guerra, Vassili Grossman nos lleva hasta una casa sitiada en Stalingrado, pero estas casas reales aparecen en nuestras vidas muchas veces. Son la explicación de las relaciones que establecemos en nuestras vidas. Son alianzas. Son efímeros apartados donde regresamos cada cierto tiempo para encontrar explicaciones al sentido de cada decisión personal.

Esta semana por ciertas causas me he encontrado con varias casas. La de unos amigos y la gestión de los 80 años de la madre de uno de ellos, la nueva que fundará uno de mis hijos, la de un castillo que visitaré mañana para crear allí una manifestación cultural (MasticadoresDay), la de una parte de la familia que conviven tres, una madre y dos hijos solteros, o una serie de HBO de una pareja que se separa y nos muestra de manera descarada sus dificultades para regresar a ser autónomos.

Muchas visitas he hecho ¿no? Si, tal vez he aprendido más que en otros momentos de mi vida. A veces tenemos semanas intensas, en otras no ocurre nada.

Pero, además anoche he visitado otra casa, La Moncloa, en la entrevista a Iván Redondo, he comprendido a través de sus respuestas y silencios cómo se gestiona la política del presidente Sanchez (o la casa de la Moncloa).

“Aquí tenemos la casa 6/I, que resiste y no se rinde a los fascistas va ha pronunciar Krímov en voz alta. Todos, millones de hombres, tienen sus ojos puestos en vosotros y se alegran” pág. 527, Vassili Grossman, Vida i destí.

¿Qué une a tantas casas? Tal vez, la resistencia por vivir y crear diferentes oportunidades. La soledad de cada participante en su espacio elegido para desarrollar sus pasiones vitales. En todo un hilo: las alianzas que establecen.

Me quedo con la separación de la pareja de HBO, pues aprender a ser autónomo es un capítulo de nuestras vidas que aparece una y otra vez.

Barcelona, 8:47, fuera llueve.

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Qué novelón el de Grossman, Juan. Otro que compartimos. 🙂

    Me gusta

    1. Es verdad! Esta es la versión en catalán un abrazo

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .