Buscar

Barcelona / j re crivello

La Hija Secreta de Lluis Companys en papel!

412u0mjwy2bl

En Fleming Editorial estamos felices, Julián Fernández Cruz puede ser leído en papel y este capítulo aciago de la Historia de España encuentra su final.

Hemos trabajado duro por ello. Link a La Hija… si lo quieres comprar

Y en los próximos días podremos mostrar la edición en e book y papel del libro de Francisco J. Martín Bravo!

portada la econ del futuro

Anuncios

Charlas con mi gato -13

30020589_1246782498792037_75173512_n

by j re crivello

—¿Qué lees? —pregunté. Serían las 2 de la madrugada y la comida de la noche me bailaba en el estómago, había estado de visita mi hijo menor D. ré y la charla sobre pádel y los goles del BarÇa a la Roma aun rebotaban.

—Capitanes Intrépidos de Kipling —y leyó en voz alta: “Se enredó el de los grumetes con la cuerda del vecino, y entre improperios por la tardanza echaron la red furiosamente en el agua, mientras el abismo hervía como una botella de soda al destaparse. […] Harvey se vio casi lanzado de a bordo –continué yo recitando de memoria— y jamás lo olvidó, el ojo fijo y malicioso, algo así como el de un elefante de circo, de una ballena casi a flor del agua y que según Harvey le guiñaba”. (pág., 103)  Bebí un sorbo de leche y llené su plato, mi gato tan delicado planto sus patas y bebió también.

—¿Qué te sorprende de esa lectura? —pregunté.

—Que una ballena pueda tener una respuesta humana —dijo. Sonreí, a veces mi gato golfo, de padres raros y vida de calle tenía una salida de este tipo. Intenté elaborar una respuesta, de los goles del Barça y mi hijo pasaba a comprender la naturaleza humana.

—Tal vez los humanos estamos en todo. Demasiados entrometidos en nuestro planeta y hablamos por ellos, nunca una ballena me ha guiñado un ojo, ni siquiera un pájaro. A veces los animales laboran y nosotros hacemos el: “ora et labora”

—¿Qué?

—Si –¡joder ya vuelvo al sí para comenzar! Somos los únicos que tenemos doble ropa, la de animal y la de la cultura.

—¿Y por qué la creasteis la cultura, y no fuimos por ejemplo, nosotros los gatos?. La pregunta tenía miga para explicarla a las dos de la madrugada, pero argumente: nosotros venimos de los Bonobo, un tipo de simio en que los machos no coaccionaban a las hembras de su especie. Un estudio reciente dice: “en un periodo de 12 años (entre 2002 y 2013). El bonobo que más hijos tuvo fue el padre del 62% de los bebés de su grupo, mientras que el chimpancé que más descendencia dejó engendró al 51% de los bebés de su comunidad”. (Link)

—¿Y?

— “A diferencia de lo que ocurre con los chimpancés, donde todos los machos adultos tienen mayor rango que las hembras adultas e incluso los machos de menor rango pueden coaccionar a las hembras para que copulen con ellos, aquí parece que las hembras bonobo pueden elegir” Con lo que quiero decir —y acentué con cierta gravedad mi opinión: que para desarrollar la cultura hubo un momento en que las hembras deberían tener la capacidad de elegir a su pareja.

—Es como el Mito de Adan y Eva —comentó mi gato

—En cierto sentido, Eva nos dijo —a los hombres, que el árbol de la ciencia no era prohibido y elegimos juntos morder la manzana —agregué

—¡Capitanes intrépidos! —dijo mi gato y se marchó

—¿Sales? —pregunté

—Siempre salgo —y abrió su portezuela de la terraza. Eran las tres.

Mayo del 68

4fb318d9355049a1dda6de9718bc4b8e

Me duele el ombligo, se cumplirán 50 años de aquel fogonazo que cambio una época. No lo endiosaré, tampoco escribiré largas cartas llenas de chocolate negro para decir que soy mayor y en aquel año la liamos, pues tenía 15 años y estaba varado en casa de mi abuela. Pero si había tele y seguía ese examen a la Francia de los cojones de De Gaulle. Al final cuando el fogonazo es rememorado por los Memos de los Mass media ya sabemos que se ha desinflado por ello le propongo que ame su libertad y lea estas frases de aquellos años. ¿O de estos años?

Decíamos cosas como:

«Corre, camarada, el viejo mundo te persigue» Mayo 68

Siempre nos persigue, pues cada pisotón por avanzar habla ya de cosas añejas. —J re

«No cambiemos de patrono, cambiemos el empleo de la vida»; Mayo 68

¡Reinventemonos! Si, esta frase esta tan vigente que la escribiré en una bandera y la pondré en mi balcón. —J re

«Un “poli” duerme en cada uno de nosotros; hay que matarlo»; Mayo 68

No leyeron a Kant, y ese si tenía razón: el imperativo categórico es una loza que vive dentro de nosotros. —J re

«Tenemos una izquierda prehistórica»; Mayo 68

Y aún… la tenemos yloquemásmejodeesquesecreenlistos (empezando por los chicos de Podemos) —J re

«Vivid sin tiempos muertos, gozad sin limitaciones»; Mayo 68

Ya estamos aquí, es la sociedad líquida, ahora bien, nos da mucha angustia-—J re

«Soy marxista, tendencia Groucho»; Mayo 68

Soy Grouchista, pues la ironía acida es sana. —J re

«Un pensamiento que se estanca es un pensamiento que se pudre»; Mayo 68

Con lo cual la izquierda está podrida. —J re

«Sed realistas: pedid lo imposible»; Mayo 68

Ahora toca no pedir lo imposible sino crear una sociedad a medida de nosotros—J re

«Trabajador, tú tienes 25 años, pero tu sindicato es del siglo pasado»… Mayo 68

¿Sindicatos? Los burócratas no saben qué hacer para volver a convencernos de ser sus borregos. —J re

¡Gracias mayo del 68!

Charlas con mi gato -12

30118433_1245869785549975_737209777_n

by j re crivello

Regresa esta serie amigos que tantos días de compañía nos ha dado –j re

Abrí la ventana, fuera caía un agua de mil demonios, serían las tres de la madrugada. Mi gato se escurrió por la abertura dio un salto y en su viaje un libro cayó al suelo, dio un tumbo y se abrió en una página. Mi gato sin inmutarse se acercó para leer en voz alta:

“Presentaba en el cuello las mismas heridas minúsculas que en el resto de los casos. Se encontraba terriblemente débil y estaba muy demacrado. Una vez recobrado parcialmente, también este niño contó la consabida historia de haber sido engañando por la “señora ensangrentada”. (P 224 Drácula, Bram Stoker)

Mi gato me miro y levantó la pata para decir: “Ahora todos los días desaparecen niños” No sé a cuento de que venía esto, fuera el agua se llevaba hasta las almas y las hormigas sin casa y me obligaba a pensar en desapariciones de niños.

—Sí, parece que en algunos colegios los raptan, pero no está confirmado. Las redes lo amplifican todo. Él se limpió el bigote y agregó: “Veo padres que van delante de los niños con el móvil en la mano y a cuatro metros los pequeños imploran historias para hacerse oír”

—Sí, el mundo líquido es demasiado inestable para nuestras emociones de origen simio   —agregué. Tú eres gato. Los gatos aguantan siete vidas y más. He leído hace poco que unos científicos han probado la primera guerra a muerte entre dos grupos de simios en África. Él se mantuvo imperturbable: “Quiere eso decir que los simios sois inestables?”

—Sí —respondí. ¡Que manía esta la mía, de comenzar una respuesta con un sí! Nuestro mundo biológico es de guerra —dije para seguir—, la cultura nos protege. Por ejemplo esta historia de Drácula. De ella hemos hablado durante años y con ella hemos aprendido a proteger a nuestros pequeños de desapariciones extrañas.

—La leeré —dijo, mientras bebía el plato de leche que le había dejado. Me marché a dormir. Mañana debía corregir un libro de economía, o uno de cuentos de una autora de Texas. Aquí mi gato no haría más que ronronear.

Padres & el mundo femenino

by j re crivello

Mal comienzo para el regreso de vacaciones ¡crack! A los padres los tenemos de varios estilos, ellos estaban hasta hace poco en el trabajo y en la figura que sujeta nuestras opciones cuando tenemos que hablar de decisiones. Pero el mundo se ha vuelto femenino y millones de hogares solo tienen un miembro que hace de madre/padre. La soledad del niño se ha reducido a gestionar su vida con respuestas agrias, algunas cariñosas y una gran fanfarria: ¡Tú mismo!

Tal vez cuando mi padre desapareció con un divorcio de escándalo, en aquella época no era normal. Un tipo que era inconstante, dicharachero y simpático y una gran capacidad para auto fundarse traicionando a todo aquel que vivía a su alrededor. Solo se salvaba su hermana.

En esta rápida visita a los padres, les imagino, que somos hombres metidos en una prisa por aparecer maternales, pero no lo somos. O cumplir con nuestros hijos desde una figura elegida: o haces de amigo, o les llevas al futbol o su deporte preferido, o eres menos canalla que tus padres.

En mi caso, mis hijos hablaran. Pero tal vez el cumulo de emociones y recuerdos que atesora su padre a veces no les trasciende más que en contadas reuniones familiares en que me voy del pico. Y aparecen los años en que divagué por más de 30 países… perdido. Uno se pregunta si sus experiencias pueden servir a sus hijos, tal vez la sea respuesta negativa. Pero cuando regresamos a esa figura proteica, todos nos preguntamos que hay en su interior. Y es en ese momento cuando nosotros los masculinos tal vez deberíamos haber equilibrado en nuestra relación, el cariño, los valores y nuestra auto exigencia. De esta última, el solicitar de ellos resultados a veces inasumibles para nosotros y que les trasladamos, tal vez deberíamos no abusar y reemplazarlas por estímulos del tipo: hazlo, será interesante. Y no esperar nada más que ver como tu hijo o hija arremete con mejor o peor acierto con su vida.

¡Eso es todo, amigos!

That’s all folks!

 

Nota, los Genes de Mingo es un poemario con el nombre de mi padre:

El territorio de la falsedad es dulce y oscuro

Cual empresa, la hormiga,

al atravesar sin suéter ni linterna

el territorio de la razón.

 

 

 

Editorial “Fleming” presenta: Colección “Píndaro” de poesía.

Pindaro, la sólida colección de poesia que dirige Gocho Versolari para Fleming Editorial. ¡Bienvenida!

Gocho Versolari, Obra Poética

La Colección “Píndaro” de poesía, perteneciente a la Editorial Fleming aspira a diferenciarse de una colección convencional. Antes que nada por la selección de los poetas: analizados cada uno de ellos por un comité de tres miembros, se busca no sólo la calidad, sino la entrega del vate. Se entiende por tal, la fuerza que brinda a sus versos; la capacidad de convertirlos en herramientas de un viaje interior.

Acquroli Vittorio Poeta Vittorio Acquaroli

Conversando con un amigo, recordaba que hace ya muchos años, conocí y conversé varias veces con Jorge Luis Borges. El gran escritor mencionaba siempre un consejo que le dieran en su infancia, mientras estudiaba en Suiza. Teniendo en cuenta su precoz vocación literaria, uno de sus maestros insistía en que “no se apresurara a publicar”. Él afirmaba que había tratado de cumplirlo, de modo que a sus primeras publicaciones aisladas en revistas de orientación ultraísta, recién en 1924…

Ver la entrada original 271 palabras más

Los viejos románticos

d2d67e948ffec69000633d167ce9e5b0

by j re crivello

No es día para escribir, estoy de vacaciones, pero siempre dejo que fluya el escritor que ama la vida. Y ella siempre nos malcría, nos pone en situaciones difíciles, pero cada tanto nos habla al oído con su optimismo, con ese amor que escapa de los convencionalismos y nos reconcilia.

El amor es una pegatina que una vez enganchada nos acompaña durante años. Nada, nada es inigualable a este pacto con nuestra antigua voluntad cultural, la que más nos separa de los animales. Hace unos días vi un reportaje sobre los leones marinos, y el macho luchaba en la época de celo por mantener su harem. Nada tan diferente que la biología impone en los animales, que algo como elegir y ser elegidos por un pacto de amor.

Nada.

Nuevo libro de Julián Fernández Cruz (con Fleming Editorial)

412u0mjwy2bl

Próximamente en papel -j re

“Nací de una relación prohibida y no solo en el seno familiar, sino más bien político y económico en una Cataluña convulsa, preparada para una guerra dentro de una guerra, dónde los valores afectivos, en mi casa eran una mala compañía. Pero de todo ello me enteré hace tan sólo un año, he permanecido 85 años con una venda en los ojos, sin identidad, jamás entendí aquel odio hacia mi persona, los rechazos, los malos tratos, los desprecios, por parte de quienes yo creía eran mi familia, con mis otros cinco “hermanos” todo era distinto, ahora ya lo sé, conozco la identidad de mi madre biológica, la de mi padre, poseo documentos, partidas de nacimientos falsificadas, testimonios y cartas dónde se arreglan asuntos y se pone a la venta a un ser humano, en este caso yo. 100.000 pesetas de 1930 es el precio de un silencio”.

 

Últimos Títulos publicados

La Hija Secreta de Lluis Companys Julián Fernández Cruz

Violencias José Ángel Ordiz

La sangre oscura: Poemario, Frank Spoiler

Kennedy (obscenity) Juan Re crivello

The Pizza: Juan Re Crivello

Habitación 308 juan re crivello, Melba Gómez, Verónica Boletta, Conchi Ruiz, Frank Spoiler, Ana Centellas, Antonio Caro, Javier Reina, Pedro Ruiz, Paulina Barbosa

Calle 13 Obra colectiva (ídem autores)

Delicius: Recetas y Cuentos Obra colectiva (Ídem autores)

 

Próximamente:

¿Te atreves a leer mi pensamiento? Francisco J. Martín

“Una audaz manera de leer la actualidad”

El arbol de los panties rotos Mel Goméz

“Una colección de cuentos que nos transportan a la frontera con Mexico”

La historia de una tal Pepita Del Rio

b8de4f3ff3a364f066a69a46652ed51c

Me voy unos días de vacaciones ¡Feliz Semana Santa a todos! -j re

Hablare de Pepita Del Rio que cantaba como un ángel hasta que se enamoro de un señor que llevaba leotardos de color carmín y entre ambos adoptaron un gato, que era rebelde pero deseaba probar el whisky. He podido comprobar en la parroquia cercana, que se caso con un tal Rico Rambler, agente de seguros que hacia pólizas para evitar la muerte.

En el pueblo todos le recuerdan y dicen que no dejo de cantar durante aquellos años, poseía una voz tenue y superficial, aunque había llegado hasta el bachillerato y sabía que su intuición musical le llevaría hasta actuar en el Colon de Buenos Aires. Las pesquisas de este cronista le sitúan durante un mes de representaciones en el año 1920 en Buenos Aires, con toda la ciudad enloquecida por su voz y esa mirada acostumbrada a pedir el cielo para entregarse. Y… luego desapareció hasta encontrarle en Barcelona. Varios espectadores aun recuerdan aquella dicha de la segunda o tercera fila y sus frases picantes envueltas en ese acento extraño.

De Rico Rambler diremos que el vendedor de seguros conocía la sanidad de su tiempo, para los ricos y los pobres, que según su opinión  anhelaban una atención médica que luchara por su constipado. Digo esto por aquello que Rico Rambler estaba unido a un tío suyo, que al hacer cirugía acostumbraba a abrir los cuerpos en canal, previo venta de la póliza. El negocio era bueno, cobraban a 10 y dejaban irse al otro mundo a 2, luego repartían los beneficios con la familia del fallecido. Tal vez era un negocio a contracorriente de los afectos, se apostaba por la muerte como ascenso social con el acuerdo del resto de los parientes. Pero en aquellos años de comienzos de siglo, Rico R comprendía los latidos de cada familia.

Pepita del Rio tuvo una prima que nació en Bagdad, en una época que las mujeres bailaban una danza del cual su barriga subía y bajaba en tal desnudez, diremos que el merito residía en adivinar si estaba cerca del olfato o casi en la punta del pie. Esta voluptuosidad importada desde Irán, sumaba adeptos en la España de los cafés y los sabores orientales, o de las visitas como al Museo Roca compuesto de visiones del cuerpo humano bautizadas como Parada de los Monstruos. (3 y 4)

Que Rico Rambler y Pepita del Rio se amaban más que al carnet de identidad que usan en Asturias –dícese de un plástico que sujetan en la axila (los asturianos) con sumo cuidado para permitir que la sidra baje en esa dirección tan rara para deleite de los bebedores- de ello atestiguan los amigos que hemos podido aún encontrar. Uno de ellos nos confesó: “en aquella época, de la Barcelona que crecía disparada, de los planes para una futura Exposición Universal, de la ola de inmigrantes venidos del Sur, o del fenómeno del pistolerismo, en la cual los anarquistas mataban empresarios y estos a su vez devolvían “ojo por ojo”, yo podría afirmar que era un amor indestructible”. Y fue así, quizás. Tanto que podríamos imaginarnos a nosotros  en primera fila y a la prima de Pepita –le  llamaremos Dolores del Rio- quien bailaba esa danza tan llena de amor por la ciencia y la sensualidad, con un poder hipnótico que nos mantiene atrapados en un sueño oriental acorde con la Barcelona de la que hablamos,  hasta que un día ocurrió un imprevisto: Dolores se enamoro de… Pero antes: ¡Si señores! Allí estamos en primera fila, tal vez Ud., o este cronista, quienes pueden atestiguar una pequeña cicatriz en el muslo derecho que no le afea, sino aumenta la osadía y el desenfreno de los mirones y sitúa a Dolores en el mármol de las celebridades. Pero nos hemos quedado en el cruce de caminos de estas dos mujeres y Rico Ramblert. ¿Se resolverá? Amaran los tres, o ¿uno de ellos llevara su corazón destrozado a una casa de empeño?

La fuerza de esta historia, se inclina por que el amor se resolverá entre Pepita y Dolores, ambas abrirán una vía de acercamiento que las mujeres de los Locos Años 20 franquearán hasta la Crisis de 1929. Tal vez por ello, a Rico Ramblert le veremos camino de la casa de empeño y ellas unidas en un extraño vórtice sensual.

 

Notas:

(1)    En 1920 los enfrentamientos sociales llegaron a un punto álgido, con la aparición del pistolerismo (“guerra sucia” entre la patronal y los anarquistas). En 1923 el capitán general Primo de Rivera daba un golpe de estado y se erigía en dictador. A pesar de la nueva represión, fue un período próspero, que culminó con la Exposición Internacional de Barcelona de 1929 y una gran oleada inmigratoria procedente del sur de Españahttp://www.astrogea.org/asteroides/barna/la_historia.htm

(2)    http://www.unav.es/users/Articulo8a.html

(3)    Museo Roca (1900-1935) de Barcelona. Formaban parte de la Wellcome Collection, y las ‘piezas’ barcelonesas eran un elemento central de la exposición Exquisite bodies.

Wellcome Collection. Este sugerente nombre es un buen ejemplo de humor inglés: la exposición contiene piezas que pueden herir algunas sensibilidades por su crudeza: son en un 80% vísceras. Exquisite bodies es un recorrido por los  museos de anatomía humana que florecieron a mediados del siglo XIX en ciudades europeas como Londres, París, Bruselas y Barcelona. Las reproducciones en cera de cadáveres seccionados o de los efectos de distintas enfermedades son de increíble realismo. Antes de acabar en museos, muchos modelos habían servido para enseñar anatomía a estudiantes de medicina. Fuente: Cristina Jiménezhttp://www.es.globaltalentnews.com/actualidad/reportajes/786/Para-curiosos-incurables.html

4) Como ven, el museo se instala en Nou de la Rambla en 1900, pero su propietario, especialista en monstruos de feria, llevaba en la materia desde 1860 y tenía carácter ambulante, por lo que no debemos descartar que el de la calle Hospital de 1885 fuera también de su propiedad. Otra cosa interesante es el apelativo popular con el que era conocido, La Parada de los monstruos, que fue como se bautizó aquí Freaks, la obra maestra de Todd Browning. Quizá el título español proviniera del apelativo popular con que fue conocido el Museo Roca. Fuente: El blog Ausente

 

 

Del-ano y el New Deal

efb591021ecbe306852555df6b6ecc37

by j re crivello

La vida está construida sobre mágicos momentos, algunos desiguales y sin vida, otros ruinosos, unos… muy pocos con ladrillos de felicidad y largas series de días aburridos donde el frio se cuela en nuestra mente y aniquila la creatividad. No hay más definiciones ni mascaras para alterar esta secuencia que no pretende poner una frase sino constatar que si claudicas a esos días sin pompa y efímeros, claudicas al 10% de las horas deliciosas que baten en tu futuro.

Al escribir hay semanas que uno no puede esconder este gran lago de mierda que está rodeando la felicidad. Hoy en una clase, al preguntar por el presi del New Deal, alguien contestó Delano Roosevelt. La risotada que me llevó hasta la cumbre fue ese nombre, del señor del mal asiento.

Del- ano

Eran todas alumnas mujeres, no sabían si reír, contenerse o decirme que era un chiste fuera de lugar. Pues continúe hablando del presi del New Deal, solo que fui cambiando esa palabra del esfínter por otras que dijeran algo parecido.

Así es la vida, un lago de mierda y pocos minutos de verdadera felicidad construida sobre un disparate.

Del-Ano Roosevelt, ¿vio?

Martes ¿Que planeta nos merendaremos en las próximas décadas?

0b65993eede853f711ae6763a5dfdc4a
Imagen de Saturno y Encélado su luna

by j re crivello

Deseamos viajar cada vez más lejos. En orbitas alejadas aparecen planetas candidatos, “Encélado (una luna de Saturno) tiene géiseres y un océano subterráneo cubierto por hielo. Hay gas hidrógeno, que en la Tierra es muy bueno para la vida porque es un buen alimento para microbios (1). Ya me imagino bajando y caminando por selvas acariciadas por abundante hidrogeno y frutas rojas y claras que podemos comer día si día no. Nos instalaríamos cerca de un lago azulado y los vientos solares se precipitarían al amanecer.

O Europa, la luna de Júpiter: “Tiene una estructura similar a la de Encélado, con un océano subterráneo y una corteza de hielo, pero parece que no tiene tanta actividad y será más difícil de estudiar. Habría que aterrizar en su superficie y perforarla para tomar muestras del océano” (1). Seria nuestra nueva Luna, que nos atraparía en el frio, pero gigantescas barreras de coral helado en otros tiempos estarían intactas para ser fotografiadas.

O nuestro incógnita más deseada, LHS 1140b.  “Fue descubierto por mi colega David Charbonneau. Es uno de los planetas más cercanos, está a la misma distancia que Trappist-1 (unos 40 años luz) y es un 50 % más grande que la Tierra. Su estrella es una enana roja” (1). En aquella esfera alejada nuestra pasión humana sería un espejo de antiguas historias acaecidas, tan solo podríamos ver viejos programas grabados de la Tierra de los años 70.

Viajar. Nos preparamos a visitar mundos inimaginables y en ese recorrido nuestra vida genética se hará corta, por ello sentiremos la muerte de nuestro cuerpo y la continuidad de nuestra consciencia se instalará en un robot. Los humanos como los conocemos ¡nos conocemos! Daremos paso a maquinas que visitarán la Galaxia de la mano de robots anticuados ante la inmensidad de lo descubierto. La era fascinante de los viajes de Colon con cuatro calaveras y poca tecnología ante la vastedad de la excursión, dará paso a una gran explosión de tecnología que alumbrara la próxima centuria

¡Vamos! ¿O algunos llegamos tarde?

Notas:

PRÓXIMA B.

“Me encanta porque es nuestro vecino, está a sólo cuatro años luz. Es emocionante tener un planeta como la Tierra en la zona habitable de la estrella más cercana al Sol”.

LOS SIETE PLANETAS DE TRAPPIST-1.

“Me gusta todo el sistema de Trappist-1, es precioso. Es una familia entera de siete planetas, como un pequeño sistema solar, algunos están en la zona habitable y otros no”.

(1)Ver artículo link

 

Lunes –los paisajes broncos de nuestros estados de ánimo

2defee77cddccd44a62d3c0554d62cb3

La semana pasada fue bronca, un ataque de gripe que no fué y todos los días cambiados y al revés. Hay semanas que uno desea ver si ello acabará y a la vez es consciente que el estado de ánimo depende de nosotros para reinventarlos. Hasta mi escritura desvarió y se ahogó entre promesas sin sentido. –j re

Lunes –comienza un nuevo ciclo

Las largas hileras de plátanos de cada verano se hacían pesadas a cada metro que pisaba. Así desde la estación de autobuses hasta las afueras de la ciudad. Las calles anchas de arena del rio aumentaban su peso y mi herida crecida en el pasado me recordaba que mi padre era un tipo alegre y vivaz pero de aquellos que enamoran y se ausentan. Entrar, saludar y ver como los miembros de mi otra familia desentrañaban que era mejor o peor en mí, me situaban en un foco estéril. Pasaba un día y vuelta a hacer la ruta en sentido contrario. Nada calmaba mi sed de juventud, mis intrigas, mi futuro incierto. Hay una edad que uno debe ser libre y le pesa el miedo.

Es en ese preciso instante cuando siente la fragilidad y a la vez debe dar la impresión que sujeta su vida. Incierto suena para todos, pues los protegidos en familias de clase media se deben despegar y su atractivo es parecido a los que somos de familias desestructuradas, en suma detrás de la aventura de la vida no hay reglas. Estamos solos, cual ráfaga que anuncia promesas pero que solo depende de nosotros aligerarlas.

¿Ud. ha hecho ese camino? Tal vez el paisaje sea diferente, pero cada metro es parecido.

Mi vida italiana -03

9d8538da3d4311929c857031de669a4d

Las familias poseen multitud de imágenes que han tomado en sus fiestas de compromiso. Al rebobinar esos recuerdos, los que eran pequeños han descubierto -con alivio- que el tiempo ha cambiado sus faldones por el compromiso y la sexualidad consentida. Los testimonios gráficos han pasado por álbumes, cajas de zapatos, cajones de cómoda y hasta inclusive viejos almacenes, de patio o trasteros. El tiempo conspira contra estos recuerdos, las cámaras digitales han introducido la censura por el afán de lo instantáneo y las gigas de memoria. Los baúles son un estorbo. Los trasteros se derrumban ante la prisa de la ciudad. Las familias se reducen y… las abuelas o tías solteronas pasan a una galaxia desconocida.

Al visitar hace años, a la hermana de una de mis abuelas, esta me llevo junto a su hija hasta un pueblo en la montaña de Cuneo, en el norte de Italia. Me mostró su casa y dentro un tesoro encantado que expulsó multitud de fotografías guardadas con sigilo -de toda la familia. Antes se fotografiaban sus miembros y las imágenes emprendían un largo camino hasta amores lejanos. El recio cartón daba fuerza y constancia al papel de la instantánea. Las mejores ropas de los miembros del clan atestiguaban una historia de sueños.

Aún recuerdo una casa de patio grande. En ella vivían mi Nona y una Tía soltera. Ellas eran el depósito de la memoria. Al visitarles el olor a lejía y naftalina brotaba con esmero. Las pastas caseras eran el rito de la tarde junto con el repaso de las alianzas familiares.

Dime:

eterno fuego de la vida. Salvaje,

Audaz, grosero.

Ven y muerde en mi boca

esta sandia de pulpa tierna y dulce. (1)

 

 

(1)Poesía maldita. Juan re-crivello

 

Mi vida italiana -02

b90c62a1884c92856c73c8e03d8e322c

En esta serie reflejo el espíritu de la cebolla: mi formación a partir de mis abuelos italianos y sus sueños, la vida argentina hasta los 18, y la fuerza espiritual de los españoles (y dentro como otra capa mis amados catalanes). Las capas componen nuestras vidas, cada una te alimenta y nutre. -j re crivello

Crush

En los años 60 sentarse en un bar y pedirse una Crush* era una experiencia fascinante. El camarero ponía en la mesa una botella un poco abombada en el centro, de larga base y presumida. Su burbujeante color naranja se desmadraba en el paladar. Era la naranjada que las tardes de verano y apetecía pedirla en una terraza. La macarrónica Coca Cola cual espejo, sostenía una dura lucha por suplantarle, mientras la Pepsi casi no existía. Pero si uno además, era capaz de levantar la mano, llamar al camarero y pedir un bocata de pan francés, de miga alta, pero sin tomate ni aceite, y una fina mortadela italiana, en ese momento el paraíso se había presentado a su mesa. En esos años Guevara –el Che, estudiaba medicina, o subido en su moto buscaba el espíritu andino. O los Kennedy, se pasaban sus chicas mientras el puritano discurso oficial le mostraba al mayor, como fiel esposo de Jacqueline. Pero, todo se quebró allí por el 63.

Aún recuerdo, era una tarde soleada, mientras trepaba a una moto, en mi primer curso de conducción extraoficial -con tan solo 8 años, un amigo me soltó al oído:

“Han matado a Kennedy”.

“¿Al de Norteamérica?” —pregunté

Mi amigo balbuceo un si. Una congoja me sobrevino. A mi edad aquello no podía ocurrir. El paso del tiempo fue situando mi atrevimiento infantil con la historia, en la constatación de un pasado profundo que se derritió, aquella tarde, por un balazo –o varios- y sumió a Occidente en el espíritu de la maldad (1). Hasta ese momento creíamos, que los presidentes con corbata, avión y niños pequeños estaban para hacer el bien. Pero vimos como abruptamente, la sonrisa mentolada y cándida del clan se fue aguando, inclusive con los proyectos de la gran sociedad de Johnson (2). Luego, Vietnam mino una generación de barro, droga y estulticia. La metralla de los amarillos fue justa. Su orgullo y consistencia devanaría la conciencia de mis años mozos. ¿Cómo era posible que tuvieran razón? O, ¿cómo era posible que aquella culpa congénita, estuviera en la gran maquinaria demócrata, del cual esa sonrisa muerta bajo las balas, era causa, sueño y punto final?

La bebida dejaría de fabricarse a finales del 70. Ese sabor chispeante, ingenuo y atrevido asaltaría, cual gota tórrida mis sueños futuros. Nada seria igual en la gran democracia del Norte, pero tampoco en la oscura y nueva sociedad vietnamita, preñada de desatinos, aduladores y falta de libertad.

Notas:

*Crush, el viaje del Che por América: http://retratodelinfierno.typepad.com/retratodelinfierno/2005/12/crush_a_propsit.html

(1)Pagina sobre el asesinato de Kennedy http://www.terra.es/personal/amestu/home.htm

(2)”El propósito de proteger la vida de nuestra nación y de preservar la libertad de nuestros ciudadanos es perseguir la felicidad de nuestra gente. Nuestro éxito en esa búsqueda es la prueba de nuestro éxito como nación.

Por un siglo trabajamos para colocar y para someter un continente. Para la mitad del siglo invitamos la invención ilimitada y la industria para crear una orden de la abundancia para toda nuestra gente.
El desafío del medio siglo próximo es si tenemos la sabiduría a utilizar que abundancia para enriquecer y para elevar nuestra vida nacional, y para avanzar la calidad de nuestra civilización americana.
Tu imaginación, tu iniciativa, y tu indignación se determinarán si construimos a una sociedad donde está el criado el progreso de nuestras necesidades, o a sociedad donde los viejos valores y las nuevas visiones se entierran bajo crecimiento desenfrenado.” Discurso del 22 de mayo de 1964 de Lyndon Jonson http://www.famousquotes.me.uk/speeches/Lyndon_B_Johnson/1.htm

 

 

 

Mi vida italiana -01

la vesícula viajera

En esta serie reflejo el espíritu de la cebolla: mi formación a partir de mis abuelos italianos y sus sueños, la vida argentina hasta los 18, y la fuerza espiritual de los españoles (y dentro como otra capa mis amados catalanes). Las capas componen nuestras vidas, cada una te alimenta y nutre. La serie se compone (pero no la publicaré toda) de:

1.El tío Mario, 2. El bar de Tulio Conti, 3. Crush, 4. El Cura La Visca, 5. Luis, 6. El cambio de sociedad, 7. Atenas Barcelona, 8. Los Dollan, 9. Ossario, 11. El pozo de la memoria, 12. Evita, 13. la Pampa, 14. Nicolino Loche: the boxmen, 15. La Nona, 17. El espíritu late, 18. Tía Ida, 19 Mi Nona y el idioma piamontés y 20. La Casa 37 o el mundo esotérico saludos y gracias por vuestra compañía. –j re

 

El Bar de Tulio Conti

“Llegue a este continente. Claro y diáfano.

Montado a un vapor, dominando mi sueño.

El arenque se puso malo.

La planicie domestico mi generación.

Vino, cebolla, pan. Y tú”.  (Poesía de j re crivello)

Era el clásico bar donde los italianos mataban las horas jugando a partidas de truco. Al salir, y cruzar la calle para apartarse unos metros, la impaciencia de La Pampa, se imponía hasta al grillo mas decente. Era un vasto territorio, complejo, extenso y lunar. Por atrevido, podríamos afirmar que era hasta más una fantasía europea que un fiel reflejo de su atrevida vida natural. Era: ¡la América!, un reclamo para el hambre que sufría la longeva espátula, adornada y lisa, de la Italia de finales de siglo. En ese periodo que comienza alrededor de 1880 y se extiende hasta 1935, previa guerra y el fascismo (1), una tranquila y banal caterva de emigrantes (2), poblaría los deltas, las aguas o la planicie brusca, absurda pero virgen de la Pampa.

¿Mito o leyenda? El bar, de Don Tulio- seria el centro del esquivo sueño americano. Ubicado en una pequeña ciudad: Oliva. Un particular asiento de la razón y la locura conviviendo de espalda y divididos por una alambrada. Pero, hablamos de la dura batalla de los agricultores, escapados unos años antes de la próxima fe fascista. De la borrachera que atraería un inmenso bufón –Mussolini- a la integra sociedad italiana. Aquellos –los agricultores-, idos, marchados, alejados de la hoguera de revancha y odio. Aquellos transformados en sencillos parroquianos que abarrotaban sus mesas. Al final de la tarde, un trago largo y ensangrentado les bañaría el cogote. Un líquido de carburo, sal y etílico sabor, servido por Don Tulio.

Mientras en el exterior, allí donde La Pampa grita. Allí donde bandadas de pájaros mascan el trigo. Allí en esa planicie de naturaleza salvaje, un sol indecente esperaba a esta legión de nuevos habitantes. Serían demasiadas las noches, en la cual, la enagua falsa y áspera, o el sudor del gentilhombre clamarían por la grasa de amor y vértebra ansiosa.

Esta legión, compuesta de millones de fanáticos, escaparía del hambre y el aburrimiento. Habían predicho –o dado la espalda- cual tajada de melón, de la muerte, de la primera guerra y el cansancio espiritual, que les llevaría a someterse en sus compatriotas a la aventura fascista (3).

Don Tulio servía vino, licor y cola. Creo recordar desde antes de 1935. La fotografía que acompaña a este artículo, nos muestra a parroquianos mirando hacia el objetivo. Es una leve observación, porque no, al agujero negro de la imagen que les capta en una pausa de su ilusión o molicie en la aventura americana. Ellos presienten que al ángel caído europeo, se le estropearían las fuerzas al matarse entre si.

Notas:

(1)Como dice Isaiah Berlin, la Rebelión Romántica ha ido socavando los pilares de la tradición occidental ofreciendo como alternativa «la autoafirmación romántica, el nacionalismo, el culto a los héroes y los líderes, y al final… fascismo e irracionalismo brutal y la opresión de las minorías». En ausencia de reglas objetivas las nuevas reglas las hacen los propios rebeldes: «Los fines no son valores objetivos… Los fines no son descubiertos en absoluto, sino construidos, no se encuentran sino que se crean»… llega a inspirar la política del Estado. http://es.wikipedia.org/wiki/Cruzada_del_36

(2)Por ley de 1901, el Parlamento italiano aprobó una intervención orgánica destinada a reflejarse sobre toda la legislación sucesiva y protegió los momentos iniciales de la partida y el viaje, vedando la actividad de los agentes que fueron sustituidos por los navieros. No obstante los controles y precauciones tomadas, los resultados no fueron los esperados debido a la incapacidad demostrada por los organismos diplomáticos designados a tal fin, que no comprendieron las condiciones y los problemas que llevaban consigo los emigrantes, debiendo sumarle a ello la falta de asistencia tutelar en los países de arribo. Si bien esta ley no fue adecuada para los intereses emigratorios, dio lugar a otras asistencias asignadas a asociaciones privadas, laicas o religiosas, originándose así las llamadas de Socorro, siendo la más importante la denominada Societá Umanitaria di Milano, que organizó una red de secretariados estratégicamente ubicados en las áreas de mayor emigración temporal. El periodo 1880-1930 marca un elevado predominio masculino de aproximadamente 264 hombres por cada 100 mujeres, fundamentalmente hombres solos (agricultores, jornaleros, artesanos, comerciantes, profesionales o no) quienes más tarde se encargarían de recuperar a los familiares que restaban en Italia, notándose por tal motivo un fuerte retorno transitorio. La década del 30, hasta los comienzos de la segunda guerra mundial, se caracterizó por el reagrupamiento familiar y su asentamiento en una tierra segura y pacífica. La proximidad de una nueva acción bélica recalentaba a Europa y desde Italia, como de otros países europeos, se reinicia la emigración, esta vez con predominio de judíos italianos, desde pocos meses antes de que el gobierna fascista promulgara las primeras leyes raciales y discriminatorias, a las puertas de una impía persecución nazi. Por entonces comenzaban a ser despedidos de sus actividades laborales, políticas y militares, no se les permitía ejercer sus profesiones ni asistir a las escuelas comunes. […]. Desde la alianza firmada entre Mussolini y Alemania, los partidarios fascistas ejercieron abuso en la prensa radial y escrita para difundir una campaña difamatoria y miles de italianos se convirtieron así en” peligrosos judíos y sionistas”. En junio de 1938 se creó en Roma la Dirección General de Demografía y Raza, la cual excluía a los judíos italianos de la raza aria. El 17 de noviembre del mismo año, Vittorio Emanuele III promulgó el fatídico decreto-ley N° 1728 acerca de las “Disposiciones para la defensa de la raza italiana” que prohibía los matrimonios entre ciudadanos italianos de “raza” aria con personas pertenecientes a “otra raza”, en clara alusión a los judíos, e incluía varios artículos negativos sobre sus derechos a una vida digna.
Entre 1938 y 1948, fueron miles los integrantes de esta comunidad que ingresaron a la Argentina,

http://www.geocities.com/marilisan/la-inmigracion-italiana-en-Argentina.html

(2)La gran inmigración que tuvo inicio en 1870 estuvo ligada a los procesos de transformación que tuvieron lugar en el campo […] italiano. Se discute si esta ola migratoria fue causada mas por factores internos que externos, o sea si se ha tratado de un proceso de expulsión de Italia de masas que no encontraban ya las condiciones elementales de supervivencia, o a un proceso de atracción da parte de la “Mérica” (así, simplemente, los inmigrantes definían en sus cartas a la nueva tierra) sobre las personas que querían mejorar sus condiciones de vida.

http://www.adsic.it/2007/11/20/inmigracion-italiana-en-la-argentina/

(3)Las remesas (de dinero) ejercieron una función anti cíclica positiva sobre el ahorro en las distintas regiones de Italia y especialmente en las áreas septentrionales82. Más vinculadas con las posibilidades abiertas en los espacios de destino que con el devenir de la economía peninsular, siguieron una evolución propia y no necesariamente en conexión con el ahorro interno.

Es sabido que los espacios de emigración de Italia Septentrional (encabezados por Liguria,Piamonte, Veneto y Lombardia) y Central (Lazio, Toscana), lideraron los valores medios per capita de las remesas que llegaron desde el exterior en las primeras décadas del novecientos. Las remesas tuvieron en primer lugar un impacto directo en la expansión de los consumos alimenticios de la población rural y cuando fue posible, en mejoras en la producción agrícola. La compra de propiedades fue más la excepción que la regla en las áreas de pequeña propiedad de montaña septentrionales. http://www.fcecon.unr.edu.ar/investigacion/jornadas/archivos/frid11jornadas.PDF

 

Dialecto que surge de la mezcla entre el castellano, el italiano y los dialectos de los emigrantes: lunfardo http://es.geocities.com/jfgerio/inmigrantes2.htm

 

 

 

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: